domingo, 6 de noviembre de 2016

Takarakuji de 40-oku atattandakedo isekai ni ijuu suru Capítulo 6

Traductor: Degel

Capítulo 6 – Lluvia Afortunada
La aguja del reloj de pulsera de Kazura marcaba la 1 cuando la alimentación de emergencia finalmente terminó, y los aldeanos se dividieron en aquellos que estaban ayudando con la limpieza y los que estaban ayudando a ordenar el arroz y la sal.
Mientras que los aldeanos estaban trabajando en relativa paz, Kazura presentó una propuesta al Jefe de la aldea y Valetta.
"¿Una oración a la lluvia?"
"Sí, yo estaba pensando en hacer una acue... un camino por donde el agua podría fluir desde el río, pero mientras hacemos eso los campos no tendrán nada de agua. Podemos recoger agua del río con cubos pero los campos son demasiado grandes para eso. Por lo tanto, pensé en tratar de hacer que llueva".
Valetta y el Jefe de la aldea mostraron una expresión un poco confundida, por la propuesta de Kazura.
"Um, hemos reunidos ofrendas y oramos por la lluvia a Suipsior-sama, pero a Suipsior-sama no le pareció conveniente enviar la lluvia. Um... ¿Estará bien?" « TN: Suipushiooru»
"¿Eh? ¿No es importante? Es un método antiguo, pero sé de una manera de orar por la lluvia”.
Kazura tomó  el "Estará bien" de Valetta como "Incluso si lo hacemos bien. ¿No pasara nada, estará bien?".
En realidad, esta explicación y lo que realmente pensaba Valetta eran tan diferentes como el cielo y la tierra.
"¿Es así?...... Si es así, lo siento pero por favor. ¿Hay algo que podamos hacer para ayudar?"

"Sí, el método que conozco requiere una gran cantidad de leña o cualquier cosa que se pueda quemar. Voy a necesitar madera de al menos dos o tres casas, ¿Pueden prepararlo?"
Valetta y el Jefe de la aldea pensaron un momento mientras escuchaban la petición de Kazura, entonces ellos se miraron y asintieron.
"Hace un tiempo hubo algunas casas que fueron abandonadas. Si las derrumbamos creo que podríamos conseguir la cantidad necesaria".
"¿Es así?.........ya veo. Entonces, voy a pedirle su ayuda para derribar las casas de los aldeanos".
Con lo de la “casa quedó abandonada”. Probablemente significaba una casa donde todos los propietarios murieron en la última guerra o por la hambruna actual.
Sentía que no era capaz de derribar una casa, pero esto es para el pueblo.
"¿Hay algún lugar donde podemos encender un fuego y no tener las chispas impactando los alrededores?"
"Si se trata de algo como eso, por favor utilice mi campo en el centro del pueblo. No se ha hecho ningún tipo de mantenimiento últimamente y todos los cultivos están arruinados, por lo que no importa si haces un fuego allí."
Con esto, todo está resuelto y se propuso a hacer una verdadera oración  a la lluvia.
Por supuesto, no es una simple oración a los dioses, Kazura tiene una base científica para esto.
El humo iría hacia arriba por la corriente ascendente creada por la combustión de la madera, perturbando la atmósfera y provocando que caiga la lluvia.
Esta es el origen detrás de los incidentes donde la lluvia caería después de un gran incendio.
Kazura escuchó historias de la Segunda Guerra Mundial, donde pasaba lo mismo en lugares donde el ejército japonés estaba estacionado y la lluvia caía, por lo que pensó que también podría ocurrir aquí.
Había algunas cuantas nubes en el cielo, no es una situación desesperada, donde el cielo está despejado, así que Kazura pensaba que la posibilidad está ahí.
Cuatro horas después.
Todos los habitantes del pueblo derribaron juntos la casa vacía,
No había árboles o edificios alrededor de la casa, por lo que no tienen que preocuparse por que la chispa inicie un incendio.
"Bueno, entonces, ahora vamos a hacer la oración de la lluvia. Aunque no es solo encender un fuego y esperar a que la lluvia caiga, por lo que solo unas pocas personas pueden vigilar mientras los demás regresan a sus casas".
Mientras decía eso, Kazura sacó un encendedor de su bolsillo y encendió un pedazo de paja.
Hubo una pequeña conmoción cuando encendió la paja pero de alguna forma los murmullos que se escuchaban eran "Como se esperaba de Kazura-sama".
Él pensó, por qué ellos le están añadiendo sama a mi nombre, pero por ahora pretendía que no los había escuchado.
(Oh Gran y poderoso Dios Kazura, tú que con tu encendedor sagrado quemas todo a tu paso XD)
Una vez que las encendió, la paja y la madera ardieron al instante, como si fuera una bola de fuego gigante.
Las personas alrededor se alejaron bastante debido a la fuerza del fuego y se sentaron, mirando el fuego.
Kazura se alejó del fuego y se sentó en un lugar decente.
“......... ¿Descuidadamente dije que iba a hacer llover, pero me pregunto si de verdad pasara? No es como si esto definitivamente hiciera llover, aunque había historias de que atraían la lluvia”.
Ya era demasiado tarde, pero Kazura estaba empezando a lamentar que dijo con tanta confianza "¡Voy a hacer que llueva!".
Probablemente se había llenado de confianza al llegar a este mundo, viendo el sorprendente efecto del Lipo -D, y al ver las caras felices de los aldeanos después de la alimentación de emergencia.
Parece que iba a avergonzarse a si mismo si no pasaba nada.
...... Ya podría ser demasiado tarde.
"Kazura-san."
Detrás de Kazura, que sudaba profundamente, se escuchó a Valetta.
"¿Puedo sentarme a tu lado?"
"Por favor, adelante," Kazura le respondió a Valetta.
"Muchas gracias."

Valetta le agradeció a Kazura y se sentó junto a él, observando en silencio el crepitar, el aumento de las llamas.
Por su amable expresión, uno podía ver que no tenía la más mínima duda de que llovería pronto.
Mirando soslayadamente a Valletta con esa expresión, Kazura se deprimió aún más.
"Aww mierda, he hecho una promesa vaga sin el apropiado respaldo, no es así."
Pero incluso mientras se arrepentía, oró en su corazón mientras observaba el humo elevándose hacia el cielo, diciendo: "Por favor, lluvia cae, por favor."
(Si ruega Kazura san, la ruta de valetta depende mucho de esto XD)
"Kazura-san."
"¿Sí?"
Mientras Kazura estaba mirando el cielo, orando en su corazón, Valetta, mientras seguía viendo las llamas, comenzó a hablar con él.
"Kazura san, ¿Por qué has venido a nuestro pueblo?"
"Si preguntas la razón....... entonces supongo que es porque está cerca de mi casa".
Con la cabeza totalmente ocupada con pensar en la lluvia, Kazura le dio una respuesta inconsciente. Valetta lo miró por un momento y sonrió.
"Es así. Sin embargo, a pesar de que solo llegó hasta nosotros por casualidad, ha salvado a muchas personas. Realmente te lo agradezco".
"¿Eh? Ah, no, no, estoy feliz por ser útil.... Ah, maldición”.
Hablando hasta este momento, Kazura se dio cuenta de su gran desliz de boca respecto a los detalles de cómo llegó hasta aquí.
Bueno, en realidad, después de explicarles a las primeras personas que encontró con un "He perdido mi camino y llegué a este aldea", sus explicaciones a Valetta tan sido totalmente incoherentes, por lo que esta vez sintió que era demasiado tarde.
Aunque dejó escapar que su casa estaba cerca, su débil mentira había sido expuesto desde el principio, así que en realidad ya no importaba.
(Bueno Kazura san decir que te perdiste y luego decir que ibas a tu país por medicinas como que no fue la mejor excusa)
Obviamente, estaba en guardia, ya que pensó que podría preguntarle cosas como "¿Cerca? ¿Dónde?", Pero Valetta no preguntó nada en particular, por lo que de nuevo volvió a ver el fuego.
Viendo a Valetta a su costado, Kazura sintió el impulso de preguntarle, "¿No vas a preguntarme algo?", pero ya que ella amablemente no preguntó, él no agitaría ese nido de avispas.
En cambio, decidió que debería hablar con Valetta sobre el resultado de la oración a la lluvia.
"Um, Valetta-san."
"¿Sí?"
Valetta se volvió al oír que Kazura la llamaba, ya no tenía el rastro de cansancio en su rostro, tal vez debido al Lipo-D que bebió esta mañana o a la papilla que tuvieran para el almuerzo. Su expresión se veía llena de energía y vigor.
Su rostro, iluminado por las llamas rojas, hizo una escena cautivante que era vista a través de los ojos de Kazura.
Encantado, Kazura pensó espontáneamente, "Ah, esta chica es realmente una belleza", pero ya que Valetta inclinó la cabeza confundida, él comenzó a hablar nervioso sobre el asunto principal.
"Realmente debería haberlo dicho antes de empezar la oración a la lluvia, pero a pesar de que es cierto que este método tiene una alta posibilidad de hacer llover, no es completamente seguro. Por lo tanto, en caso de que la lluvia realmente no cayera.......Me disculpo por adelantado."
Mientras Kazura le dijo eso en un tono de disculpa, Valetta mostró una expresión un poco sorprendida, pero luego mostró una amplia sonrisa.
"Ya que en las leyendas, Suipsior-sama es de carácter caprichoso, todo estará bien. Todo el mundo en el pueblo lo entiende muy bien".
"¿Suipsior-sama? ...... Umm, un Dios del agua, ¿verdad?"
"Es correcto. Pero incluso si la petición de Kazura-san no funciona, entonces Suipsior-sama realmente es alguien caprichoso, huh".
Mientras Valetta dijo eso y soltó una risa, fue el turno de Kazura para inclinar la cabeza confundido.
El nombre Suipsior salió cuando él estaba hablando de la oración a la lluvia con Valetta y el jefe de la aldea, parece que era el nombre de un dios del agua.
Sin embargo, exactamente que quería decir con "Incluso si la petición de Kazura-san."
"Umm, a que te refi...... ¿eh?"
Cuando Kazura iba a preguntarle sobre lo que dijo, algo pequeño cayó en la mejilla de Kazura.
Sorprendido, miró al cielo, y había nubes negras apareciendo de la nada.
Luego, después de varios segundos, grandes gotas de lluvia caían hasta donde podía verse.
"¡L, Lluvia! ¡Está lloviendo!"
"¡Asombroso! ¡Ese es Kazura-sama!"
Ante la fuerte lluvia torrencial que era como una ducha en una noche de veranos, los habitantes del pueblo, uno por uno elevaron alabanzas hacia Kazura.
En medio de la fuerte lluvia, Kazura murmuró, "Realmente cayó.........", mientras miraba sorprendido el lloroso cielo.
A su lado, Valetta dijo, "Realmente, es caprichoso", mientras miraba hacia el cielo junto con él.
Después.
Al experimentar personalmente una lluvia que caía después de un incendio, Kazura informó la situación de la casa (obviando la frontera al otro mundo) a su padre por el teléfono con algo de exageración una vez que llegó a Japón.
"Por cierto, hubo un incendio cerca de la casa el otro día, y luego llovió justo después. Realmente es cierto que la lluvia cae después de un incendio, huh".
Su respuesta:
"Bueno, eso es solo una coincidencia, ¿No es así? ¿No hubo un incendio forestal en América y la lluvia no cayó durante varios días y causo que el fuego se volviera aún más grande? Incluso si no fue una coincidencia, debe haber sido una cierta inestabilidad atmosférica lo que formó las nubes de lluvia".
La mano de Kazura involuntariamente tembló con tanta fuerza que se le cayó el teléfono.

(LOL lo que le dijo el padre, Kazura san has tenido una suerte que no te lo crees ni tú, o tal vez sea obra del Dios de las rutas o el dios del harem????)

3 comentarios:

  1. lol pero si es una belleza *-*
    Jajaja que suerte que tiene. Ese dios se apiado de el

    ResponderEliminar
  2. jajajaj como cuando apruebas un examen por el juego de " Tin Marin Dedon Pin Gue "

    ResponderEliminar